Mal dia para buscar

23 de junio de 2011

Jerárquicos, ansiosos y trastornados

"La ignorancia es la madre del atrevimiento".


Es decir, que cuanto más consciente eres de ser uno más en una sociedad donde existen escalones donde nos vamos colocando dispones de más boletos en la ruleta de la ansiedad social.

Dicho de otro modo: si no tienes ni idea de vivir en una sociedad jerarquizada vivirás mejor.

Dicho a lo bruto: los tontos son más felices.

No es ninguna novedad.

Ser ignorante es, cuando te lo haces, una virtud que no dispongo. Ser capaz de olvidarte de los ojos de carnero degollado que ponía aquel muchacho a tu novia (o viceversa). Ser suficientemente hábil para salir victorioso en una discusión sobre un tema que no controlas frente a un experto del tema usando argumentaciones pueriles. Saber decir las obviedades falsas estadísticamente válidas en un bar. Poder convencer al empleador que estas capacitado para el puesto o pensar que "conocimientos altos de ingles hablado y escrito" es algo verídico de tu curriculum son aquellas cosas que nos hacen salir adelante porque si pensáramos en términos de realidad y asumiéramos que aquel muchacho es mejor tipo que tú (que en algo lo será, no lo dudes), que si la contraparte tiene una titulación la discusión no ha lugar y que tienes que llegar a la entrevista asumiendo que hablas menos inglés que el príncipe gitano... entonces no me extraña que sufras ataques de ansiedad social. Por gilipollas.

Lo digo por experiencia. Soy un tipo tremendamente jerárquico (y profundamente crítico conmigo mismo). Son mucho más felices que yo aquellos que saben que están mintiendo. Por encima de ellos, en términos de felicidad, los que se creen sus propias mentiras mientras te intentan convencer que de informática y de ingles hablado y escrito saben mucho más que tú porque vieron Terminator en versión original.

Y luego se echan la siesta que, como todo el mundo sabe, en inglés se dice la "yes it is".

2 comentarios:

Sara dijo...

Acabo de descubrir tu blog, y sinceramente me encanta.
La sociedad esta organizada en escalones, es cierto y hay que asumirlo. Luego hay gente que no es capaz de adaptarse a ella y sucumbe irremediablemente al pozo de la depresión y la angustia. Todo va muy rapido y no son capaces de subirse al tren. Yo digo, no te subas, piensa en como eres y no hagas mas el ridiculo.
Felicidades por el blog (yo tambien estoy haciendo mis pinitos...)

|Ona| dijo...

Aprender no es facíl, requiere de muchos esfuerzos y es mejor no regalarlos, que luego uno se siente como un pringado/a, que sigan viendo peliculas de Terminator en version original.